Bitácora personal de un tomareño

martes, 2 de marzo de 2010

Una gran sorpresa.

No hace mucho llegó a mis manos un tesoro para mí. Ni más ni menos que veinticinco libros que llevaban como destino la biblioteca de Tomares, pero ojo, no las he robado, que quede claro. Sino que se los dieron a un familiar para que se quedara con ellos y si no pues que los dejara en la biblioteca municipal. Como este familiar no es mucho de leer pues se quedó con varios de ellos para su mujer y su hija. El resto me lo dio a mí.
Y los que me conocéis ya os lo podéis imaginar, me llenó de alegría.
¡Mi biblioteca particular se ha agrandado de repente!
Estos son los libros;

  • Alguien voló sobre el nido del cuco
  • ¡Canalla, traidor, morirás!
  • Julia
  • Barrotes de Bambú
  • Diario de Zlata
  • Los hijos del Ardat
  • En propia mano
  • Los asesinos a escena
  • Memorias del marqués de Sotomayor
  • Lo que Dios ha unido…
  • A de adulterio
  • Falso movimiento
  • El año del diluvio
  • Carol
  • Mujeres de negro
  • Herida
  • Orlando
  • Pasión india
  • La regenta
  • El cuarto hombre
  • La cuarta K
  • Elegir un amor
  • La plata de Britania
  • El club de la buena estrella
Los tenéis a vuestra disposición al igual que los de la biblioteca del blog.

2 comentarios:

TriniReina dijo...

Pues creo recordar que no he leído ninguno de ellos, creo que sí "Memorias del marqués de Sotomayor" pero hace tanto...

La verdad es que ahora no leo novelas, sólo poesía. De todas maneras, sé que los tienes, por si acaso:)

Una vez llevé libros de poesía, que tenía repetidos, a la biblioteca, y casi tuve que rogar para que me los aceptasen y eso que estaban sin abrir siquiera.

Besos

DEMOFILA dijo...

Hola, Miguel, guapisimo, no sé si es verdad que has llorado para que vuelva, aunque no sé muy bien a qué te refieres con eso, pero si es por mí, me encantaría tomarme un café contigo y conocerte, eso sería maravillos.
Como maravilloso es el regalo que te han hecho, he leído algunos de los libros que pones en la lista, otros no. Antes leía mucho, pero ahora leo menos, no sé el motivo, quizás sea desgana, por el momento me gusta más escribir, he empezado tarde y me ha encantado hacerlo.
Encanto, ya sé que no te has olvidado de mí, como yo no me olvido de tí.
Un abrazo muy fuerte y cariñoso de tu amiga que no te olvida.

Cargando noticias...